la extraña necesidad de ruido

Que vivimos en una sociedad ruidosa es algo que no se le escapa a nadie pero además de esto parece que la gente tiene verdadera necesidad de escuchar constantemente ruido. El silencio es molesto e incómodo para muchos. Cuántas veces me han dicho eso de "¿Qué te pasa? ¿Por qué no hablas?" A lo que siempre he tenido que contestar "pues nada, no tengo nada que decir".
Una prueba de esta necesidad de ruido es la dichosa manía de tener la televisión encendida aún cuando nadie la está viendo. Pero eso sí, apagas la tele y seguro que alguno salta preguntando por qué has hecho eso.
Otro ejemplo es el del taxista que o lleva la radio a toda pastilla en olvido total de respeto hacia el pasajero o necesita hablar con el cliente de la situación política, económica y social del país.


22 febrero, 2013
Categories: | 1 comentario

One Comment

  1. No hace mucho, pasando el fin de año en tierras lisboetas, estábamos mis tres camaradas del viaje y yo comiendo en un "restaurante" de comida rápida, McDonalds. Estábamos asombrados del silencio que reinaba en un sitio en el que estamos acostumbrados a hablar a grito limpio... No era incómodo, sí raro, pero agradable. Estoy contigo.