Pobres con dinero

Pobres con dinero
El otro día me llamó la atención un detalle de este edificio. En la cuarta planta alguien había puesto rejas a sus ventanas mientras que el vecino mantenía la suya bien adornada con madera oscura y fino cristal. No encontré indicios de peligro evidente que justificase la colocación de esas rejas y empecé a pensar en la actitud ante la vida de uno y otro vecino. Uno quizás sea desconfiado, introvertido, miedoso; en el suelo de su vivienda tiene siempre marcadas las sombras de su aislamiento. El otro es alegre, detallista y disfruta cuando el sol entra en su casa. Quizás la explicación sea más sencilla: a uno ya le han robado y a otro no. Probablemente uno tiene cosas que no desea perder y el otro no tenga nada. El que tiene mucho teme perderlo y el que no tiene nada vive feliz porque nada puede perder.
Ayer estuve con personas tan pobres tan pobres que lo único que tienen es dinero. Me dieron pena.

10 abril, 2007
Categories: , | 9 comentarios

Comments (9)

  1. ¿Y si simplemente tiene niños pequeños en edad trepadora? ;)

    Un saludo

  2. Muy agudo Alvaro pero con un simple ganchito en la ventana soluciona el tema de los niños. A no ser que los niños sean capaces de romper a pedradas la ventana desde el interior, en ese caso es lógico lo de las rejas. ;)

  3. Una gran apreciación si señor. Saludos

  4. Igual hay un suicida en la familia y así lo mantienen bajo control. O es un joyero y guarda en la casa el material. En la Isleta este tipo de cosas se veía bastante a menudo.

  5. Igual uno tiene instinto suicida y el otro no y las rejas lo evitan...

    Besos

  6. Hola Emilio..

    he llegado a tu blog por un artículo que escribiste sobre Sophie Calle el año pasado. Soy estudiante de Bellas Artes y tengo que hacer un trabajo sobre la artista.
    Una cosa me ha llevado a la otra y he visto algunas de tus fotos.
    Simplemente creo que son buenísimas, tanto como lo que escribes.
    Seguiré visitandote y seguro te acabo comprando algo desde mi humilde posición de estudiante.

    Gracias.

  7. Sulaco y Bohemia: hay tantas formas de quitarse la vida que no creo que las rejas impidiesen mucho, pero buena apreciación. ;)
    Marta: Gracias por tu comentario, ¿habría posibilidad de ver ese trabajo una vez terminado? Saludos

  8. Un acierto más que me gusto apreciar... un abrazo!

  9. puede ser, también, que el vecino de ventana alegre sea un tunante que obliga a ver el mundo enrejado a su vecino, por puro miedo a que se le cuele de un salto en el salón...